Cuidado con volver a entrar a un país con visado

El viaje que hicimos, visitábamos los países: India, Indonesia, Australia, Filipinas y Singapur. A la hora de planificar los vuelos, comprobamos los vuelos con ida/vuelta y otros de sólo ida. Sobretodo buscando las mejores opciones tanto en fechas como con precios. Vimos que los vuelos que salían desde la India hacía el resto de destinos, salían muy bien de precio si los reservábamos de solo ida, con lo que decidimos hacer ida/vuelta Barcelona -> Nueva Delhi y el resto de vuelos sólo de ida.

Para la India nos tuvimos que sacar un visado de turista con la duración de 60 días, y como el viaje en total iba a durar menos… no nos preocupo.

Al llegar a la India presentamos el visado y todo perfecto. Después de pasar unos días en la India, dejábamos la India por unos días, hasta volver otra vez para coger el vuelo de vuelta de Nueva Delhi -> Barcelona. Seguimos visitando los países… y pasados unos días ya estábamos en Singapur para coger el siguiente vuelo a Nueva Delhi.

Ya en el aeropuerto de Singapur, nos dirigimos a las ventanas de nuestra aerolínea para sacar los billetes y la sorpresa fue cuando la azafata nos dijo que si teníamos el visado de la India. Teníamos claro que el visado no había caducado ya que no habían pasado más de 60 días desde la entrada a la India. Presentamos el visado, y nos comento que habíamos entrado a la India, pero que también habíamos salido, con lo que necesitábamos un nuevo visado para entrar.  ¡No nos dejaban volar! Nuestra cara.. era un poema! ¿Que podíamos hacer? Ya teníamos pagados los vuelos de vuelta desde Nueva Delhi a Barcelona y estábamos en Singapur! Le comentamos a la azafata de que sólo íbamos a la India de escala para volver a Barcelona. Y después de intentarlo varias veces, al final nos dejaron volar, pero con la condición de que no saliéramos del aeropuerto de la India y que desde allí nos esperáramos a nuestro vuelo de vuelta a Barcelona.

Al final pudimos volar y al llegar al aeropuerto de la India, teníamos que intentar no pasar por el control de visados y buscar la puerta de embarque de nuestro vuelo de vuelta. No nos fue fácil. Tuvimos que hablar con gente del aeropuerto para que pudiéramos ir a nuestra puerta de embarque, sin tener que entrar oficialmente a la India. Y después de intentar explicar los motivos, finalmente nos dejaron pasar. Lo conseguimos! Ya en el avión estábamos más relajados y tranquilos, pero fue toda una aventura y pasamos momentos muy difíciles.

Esperamos que este post os pueda ayudar por si alguna vez os pasa lo mismo. Y recordad: «No hay viaje que no aprendas algo nuevo».

Si te ha gustado, ayúdanos y comparte con tus amigos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

shares