Trælanípa y el lago Sørvágsvatn, en las Islas Feore

Para los amantes de la naturaleza os recomiendo que pongáis en vuestra lista de sitios pendientes las Islas Feroe, y aquellos que ya habéis estado entenderéis porque lo digo.

Lago Sørvágsvatn y acantilados

Vistas del lago Sørvágsvatn

¿Dónde se encuentra?

El lago Sørvágsvatn se encuentra en la isla de Váger. Es una de las 18 islas que forman el archipiélago de Feroe. Se trata de la isla más grande situada más al oeste. De hecho si viajáis en avión será la isla en la que aterricéis, ya que el único aeropuerto de las Islas Feroe se encuentra en Váger.

Ubicación en el mapa de Trælanípa

Ubicación en el mapa de Trælanípa

¿Cómo llegar?

Como podéis ver en el mapa anterior, Trælanípa está situado muy cerca del aeropuerto, concretamente a 7,8 kilómetros, unos 10 minutos en coche. Una vez fuera del aeropuerto tienes que coger la carretera 11 hacia el este por Sørvágsvegur. Sigue por la carretera 6 kilómetros hasta llegar a un cruce donde verás indicado Trælanípa como punto de interés. A unos 200 metros sigue la carretera de la derecha. Se convertirá en un camino de grava. En unos 800 metros llegarás al destino donde deberás dejar el coche para seguir el camino a pie.

¿Qué debes saber?

Se trata de unas vistas privilegiadas y bastante únicas. Imagina ver lago por encima del nivel del mar, que se asoma por unos impresionantes acantilados, para finalmente, acabar cayendo al mar a través de la cascada Bosdalafossur. Algo difícil de explicar, pero con las fotos podéis haceros una idea e imaginar estar allí.

El camino a pie son unos 3,5 kilómetros, unos 45 minutos, todo dependiendo del ritmo de cada uno y del tiempo que dediquéis a parar para tomar fotografías. Os recomiendo que disfrutéis del camino, de las vistas y de los animales que os iréis encontrando.

El camino a Trælanípa

Mesa y bancos a mitad de camino a Trælanípa

Os recomiendo llevar algo de comer en la mochila, ya que a mitad de camino tendréis la oportunidad de parar en unas mesas de picnic junto al lago. Un pequeño descanso para reponer fuerzas y disfrutar del entorno.

ovejas en mitad del camino a El camino a Trælanípa

Ovejas en mitad del camino

El camino se nos hizo un poco duro ya que el tiempo no estaba de nuestra parte, viento fuerte y lluvia nos acompaño durante gran parte del camino. Las altas pendientes de los acantilados parecían no tener fin, pero una allí, aquellas vistas nos dieron fuerza y energía para seguir.

acantilados de Trælanípa

Acantilados de Trælanípa

Un esfuerzo que sin duda tuvo una bonita recompensa, disfrutar de la magia de la naturaleza, la mezcla de colores, el sonido del mar, el canto de los pájaros… no nos queríamos ir.

Vistas al lago Sørvágsvatn

Disfrutando de las impresionantes vistas

Islas Feroe

Si te ha gustado, ayúdanos y comparte con tus amigos

Montse

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

shares